Las 10 condiciones más extravagantes de los contratos de fútbol

De comer testículos de cordero a no volar al espacio, estas son las condiciones más impensadas dentro de los contrato de futbolistas en todo el mundo. No te pierdas un breve repaso a continuación.

333016
False

Además de las ya conocidas cláusulas de rescisión y primas por objetivos en los contratos de una gran mayoría de futbolistas profesionales, existen según el caso una infinidad de condiciones por parte del club o de sus mismos representantes que muchas veces resultan ser insólitas y extravagantes.

En uno de sus últimos informes, el Diario AS se animó a enumerar diez de las más curiosas en el fútbol contemporáneo.

1 Stefan Schwarz (Sunderland, 1999-2003)

El sueco tenía una cláusula que le prohibía viajar al espacio luego de que el club se enterara de que uno de los consejeros del futbolista tenía un ticket para un vuelo espacial que debía haberse puesto en órbita en 2002.

El vuelo nunca despegó.

2 Neil Rudock (Crystal Palace, 2000-2001)

El jugador tenía una cláusula que involucraba una multa cada vez que excedía los 98 kilos. La pagó varias veces e incluso tuvo que dejar el club al no encajar dentro de sus pantalones.

3 Spencer Prior (Cardiff City, 2001-2004)

Una de las más extravagantes de todas. El futbolista estaba obligado por contrato a incluir testículos de cordero con limón y salsa de perejil en su dieta por la ascendencia libanés del máximo dirigente del club, el galés Sam Hammam.

4 Guié-Mien (Eintracht, 1999-2003)

El congoleño acordó con el club el pago de un curso completo de gastronomía para su mujer, quien a su vez estaba comprometida a mantener en orden la alimentación de su marido.

5 Giuseppe Reina (Arminia Bielefeld, 1996-1999)

El delantero cerró un contrato que para él era más que completo con el club de la Segunda División alemana. El documento obligaba al club a entregarle una casa nueva por cada año que el jugador cumpliera de su contrato. No leyó la letra chica y terminó recibiendo casitas hechas de Lego.

6 Roberto Firmino (Liverpool, 2015-act.)

El brasileño está literalmente prohibido a jugar por el Arsenal luego de que un malentendido con el club londinense desgastara su relación y llevara a blindar varios de sus jugadores. En el 2013, el Arsenal entendió mal la condición que tenía el club con Luis Suárez de avisarle cada vez que recibiera una oferta por él superior a 40 millones de libras, en donde los gunners interpretaron como una cláusula de rescisión e hicieron una oferta formal de 40.000.001 libras.

7 Rafael Van der Vaart (Betis, 2015-2016)

Con motivo de la rivalidad eterna con el Sevilla el club prohibió a sus jugadores portar botines o accesorios de color rojo en sus equipaciones. Incluso sus patrocinadores adaptaron sus colores de marca para no molestar a los hinchas del club.

8 Dennis Bergkamp (Arsenal, 1995-2006)

El holandés tenía tal miedo a volar que no asistía a los compromisos por Champions o iba por tierra sin importar el tiempo, desgaste y distancia de por medio. “En las negociaciones con el Arsenal, si yo decía un millón ellos automáticamente quitaban 100.000 'porque usted no vuela'. Y acepté”, confesó.

9 Mario Balotelli (Liverpool, 2014-2015)

Tras saber que su comportamiento no era el mejor dentro y fuera de la cancha el club le ofreció un incentivo de un millón de libras “si durante cada temporada de contrato el jugador no es expulsado en tres o más ocasiones por conducta violenta, escupir a un rival o cualquier otra persona, usar un lenguaje ofensivo, insultar o emplear un lenguaje abusivo y/o o gestos y/o disidencia con palabras o actos”.

10 Mario Balotelli (Milán, 2015-2016)

El director general del club optó por otro camino y le impuso un régimen inspirado en las normas del Ejército del Aire italiano. Entre otras cosas se le prohibía fumar, beber alcohol en exceso, salir de noche, llevar atuendos y peinados extraños y dañar la imagen del club a través de sus redes sociales.

Vea más en MARKETING REGISTRADO

Deja tu comentario