Inter 1 - 1 Slavia Praga

El equipo checo mostró un nivel mucho más alto que su rival, pero los dirigidos por Antonio Conte encontraron en el empate en la agonía del partido gracias a una volea de Nicolò Barella.